Soluciones para paredes con humedad

Generalmente cuando se encuentran paredes con humedad, en lo primero en que se piensa es que este tipo de manchas suponen un grave problema. Para poder solucionar este inconveniente es fundamental ir al origen, que en la mayor parte de los casos está relacionado con una fuga en la fontanería o algún tipo de grieta en la pared o techo.

Solución para paredes con humedad

El primer paso y más importante tiene que ver con eliminar la fuente del problema. Habría que revisar entonces las paredes o el techo con la mancha que tal vez den con el exterior o a una zona interna.

En caso que den hacia el exterior, es bastante probable que exista una grieta o fisura y que por allí se filtre el contenido que genera la humedad. Allí es donde se debe trabajar, por ejemplo con masilla. Si se trata de un problema con el techo, es porque se han formado goteras, por tanto, es necesario acabar con ellas.

Cuando es una superficie que da con un espacio interno, se debe tratar de una cañería rota o tal vez una pared con filtraciones, casi siempre siendo el baño o la cocina. La solución para paredes con humedad de esta clase consiste en evitar que el problema vuelva a suceder, así que se debe trabajar en cada una de las pequeñas fugas que existan en el sistema de fontanería, pues esta humedad siempre va a terminar por llegar a la pared y ocasionar manchas.

Finalmente, otra de las posibilidades para que estén apareciendo paredes con humedad corresponde a una mala ventilación del sitio, en donde el cuarto de baño, sótano, cocina, trastero o desvanes son los que casi siempre están implicados. Se aconseja abrir las ventanas o introducir un aparato con el que se pueda hacer más sencilla la eliminación de la humedad.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *